Tiempo de lectura 💬 6 minutos
Alba
Fotografía: Jesús Machuca

Hace unos días vi un cartel en un escaparate de una tienda de teléfonos con el logo de Eléctrica de Cádiz que me llamó la atención. Dentro de la tienda había otro en el que se ofrecía un ahorro del 30% en la factura eléctrica. Me pareció extraño, pues lo de ofrecer grandes descuentos es un reclamo es más propio del puerta a puerta de los comerciales del oligopolio, que de la eléctrica local. Así que pregunté.

A continuación, comparto algunos extractos de la surrealista conversación que mantuvimos el vendedor de teléfonos (y de contratos eléctricos) y yo. Conversación que se quedaría en anécdota, si no fuese porque la energía es un servicio esencial, esta práctica de ser legal, me parece poco honesta, y porque el desconocimiento reinante en este tema es terreno abonado para el engaño.

Perdona, ¿en qué consiste el ahorro que ofrecéis en la factura de la luz?

Comercial: Esto es como el internet, que casi toda la red es de Telefónica, pero tú puedes contratar con una comercializadora más barata, como Ono, pero que usa la red de Telefónica. En electricidad, en Cádiz, Eléctrica de Cádiz es la distribuidora, la dueña de los cables, pero luego, su comercializadora es la más cara de todas [FALSO].

Respuesta- Pero, eso que dices no es verdad. Eléctrica de Cádiz no es la comercializadora más cara[1]*. Entonces, ¿el ahorro que me estás ofreciendo es por cambiarme de empresa comercializadora? ¿En eso consiste el 30% de ahorro en la factura?

Comercial: Bueno, en realidad todo depende de la potencia. ¿Cuánto pagas al mes?

R- Más o menos 32€ al mes, desde la última subida, y tengo todo eléctrico en casa.

Comercial: El ahorro consiste en bajar la potencia y en contratar una tarifa con la que tienes el kilovatio a 0,06€.

R- ¿La tarifa de discriminación horaria? ¿Y cuánto sale el kilovatio hora en punta?

Comercial: Con esta compañía, la hora punta sale a 0,12€. [FALSO- Sale a 0,15€]. Pero lo importante es que con la tarifa que yo te ofrezco tienes de 10 de la noche a 12 del medio día a 0,06€ y la de Eléctrica de Cádiz sólo tienes 3 horas baratas al día [FALSO- Son 14 horas].

R- ¿Qué compañía vendéis aquí?

Comercial: A. E.

Rellene cada cual las siglas como desee. El nombre de la empresa no es lo más importante, sino la práctica de ofrecer descuentos imposibles. Es real que se pueda ahorrar el 30% de la factura re la luz, pero para ello, no hay que cambiar de compañía, estemos en la que estemos, el único truco es optimizar la potencia y contratar la tarifa con 2.0DHA. Cuando el margen comercial de la venta de electricidad ronda el 3%, ninguna empresa regala un 30%.

He buscado información sobre esta empresa, que por cierto, tiene su sede en un bonito pueblo de Barcelona.  Es falso que el precio en horario punta sea 0,12€ y también lo relativo a que sea más barata que Eléctrica de Cádiz. La diferencia en precio depende de cómo repartamos el consumo.

Precios de la Tarifa 2.0DHA // Con el mismo horario en las dos compañías
 A.E.:

Periodo punta: 0,151€ / kWh.

Periodo valle: 0,076€ / kWh.

 Eléctrica de Cádiz (tarifas):
Periodo punta: 0,153€ / kWh.
Periodo Valle 0,069€ € / kWh.

Aprovechando que la mayor parte de la gente paga de más en su factura (por desconocimiento), este comercial ofrece la optimización del contrato por el cambio de empresa. Lo que no tengo muy claro, es que sea legal utilizar el logotipo de Eléctrica de Cádiz para sacarle clientes. A todo esto, no hablamos de la comisión que cobra por cambio, pero a diferencia de los comerciales eléctricos que van puerta a puerta, éste, trabajando en tienda, debería ser más cuidadoso con la información que da, pues es fácilmente comprobable y reclamable.

La conversación siguió con nuevas y sorprendentes revelaciones:

Comercial: pero, yo en mi casa tengo la luz con Endesa, que es la más barata de todas.

-¿De verdad? De todas formas, yo no contrataría con Endesa nunca, prefiero tener contratada la luz con una empresa local, que además es 100% renovable y es pública, no produce energía con centrales de carbón o nucleares y además no compra políticos como José María Aznar.

Comercial: No entremos en política.

En mi opinión es ética, no política. No quiero darle dinero a gente corrupta y corruptora, pudiendo evitarlo. Además, empresas como Endesa especulan con la energía, le cortan la luz a la gente vulnerable y se están cargando el planeta.

Por no alargar mucho más la historia, resumo el final: el comercial me aseguró que Eléctrica de Cádiz no podía vender electricidad fuera de la ciudad [FALSO] y aludió a una “ley marco” que están por encima de todas las demás. Sostuvo la validez de su argumento en el hecho de que era abogado (y sabía de leyes, remarcó). Llegadas a este punto, intenté explicarle, que el sistema eléctrico español tiene un mercado nacional, no local, donde las comercializadoras pueden vender electricidad a clientes de cualquier punto del país.

Me negó la mayor y lanzó un órdago que omitiré (más por vergüenza ajena que otra cosa). Le agradecí la oferta y le dije que le llevaría una factura de Eléctrica de Cádiz de fuera de la ciudad para que pudiera “informar” con rigor a la gente. Hoy le he llevado una copia de una factura (sin datos) de un cliente de Eléctrica de Cádiz de Puerto Real, y para tratar de convencerle de que Eléctrica no es la más cara, he añadido una impresión del comparador de tarifas de la CNMC y una imagen de la campaña de Eléctrica de: “Llévate la luz de Cádiz estés donde estés”.

Pero, si a buen entendedor, pocas palabras bastan, a mal entendedor, todas las palabras dan exactamente lo mismo. De lo que no hemos llegado a hablar -y seguro que él no lo cuenta- es de que que los vecinos y vecinas de Cádiz tengan la luz con la comercializadora local genera enormes ventajas para la ciudad. Van tres:

  1. El 55% de los beneficios de la empresa no se van a Italia, Londres o Qatar, sino que se quedan en la ciudad y se invierten directamente en la gente. ¿Cómo? Se dedican a pagar desde el alumbrado municipal, los suministros de los edificios públicos, la luz de los semáforos, a las ayudas de la luz a las familias más vulnerables, etc. Es decir, que gracias a Eléctrica de Cádiz, el 55% de los beneficios que genera tu factura se invierten aquí.
  2. La empresa tiene sus servicios y sus oficinas en Cádiz, lo que supone 50 puestos de trabajo directos estables y unos cuantos más indirectos.
  3. El Ayuntamiento dirige la empresa, y gracias a ello, se le puede y debe pedir a sus dirigentes las cuentas y una orientación social, es decir, que pongan la empresa al servicio de las necesidades de las personas de la ciudad.

Hoy el timón de Eléctrica de Cádiz está puesto en dirección a la transición energética hacia las renovables, transformación que ya se está produciendo en todo el planeta, y en la que, con la suerte de tener una empresa pública de electricidad, si Cádiz juega bien sus cartas, puede generar empleo de calidad y un futuro para la ciudad.

Para ahorrar en la factura de la luz sólo tenemos que ajustar potencia y contratar la 2.0DHA y gestionar un poco la energía, no hay trucos, se trata de tener un conocimiento mínimo. Así que, si viene un comercial eléctrico a tu casa, no abras la puerta. Y si la oferta te la hacen en una tienda especializada en cualquier otra cosa, no te fíes. Para empoderarse en materia de energía, hay que formarse, no queda otra.

Alba1 Alba2

La Mesa de Transición Energética de Cádiz ofrece talleres gratuitos de recibo eléctrico y ahorro energético en colaboración con el Ayuntamiento de Cádiz y organizaciones de la ciudad. Más información en: transición.energetica.cadiz@gmail.om

 “MIRADAS ECOFEMINISTAS, EMPODERAMIENTO Y TRANSICIONES ENERGÉTICAS. COMPARTIENDO EXPERIENCIAS, SABERES Y CAMINOS”

[1] *Cualquier persona puede comprobar qué tarifa es más barata y qué empresas venden electricidad 100% renovable, en el comparador de la Comisión Nacional de Mercados y Competencia, que es el organismo público encargado de defender “el buen funcionamiento de todos los mercados en interés de los consumidores y de las empresas”.

 

Valora este contenido

Publicidad ayto no es no

Publi ayto ecoembes