Tiempo de lectura 💬 4 minutitos de ná

Articulo antonio luna

Me gustaría escribir, sí, señora, desde mi «intrusismo laboral y opinador», sobre el resultado de las elecciones. Dar con la clave sociológica, la explicación antropológica, la descripción psicológica para explicar cómo se puede votar, con miedo, a los que están saqueando el país, espiando y encarcelando a enemigos políticos, fabricando causas con ayuda de jueces. Explicar por qué no se votó en masa para acabar con el Régimen.

Me gustaría hacer una lista de causas, un inventario de errores, un repertorio de razones para conocer por qué afirman que se perdieron 40.000 votos en la provincia y que el análisis político sea que los votos «juegan al escondite y que configuran el paisaje de un batacazo». Quiero escribir un artículo serio, duro, profundo, que analice a fondo el optimismo de los datos de las encuestas previas, la bajada del recuento de votos de INDRA, el porqué de las acusaciones de pucherazo, las raíces de la campaña del miedo. Conocer por qué no han permeado ni desgastado los escándalos de las grabaciones al ministro de Interior, razonar por qué se haya puesto en duda la limpieza del proceso electoral. Un artículo en el que se analice, sintácticamente y con fiera ironía, el discurso del presidente en funciones desde el escenario de una sede pagada con dinero negro para encontrar las razones de su victoria.

—Buenas noches, buenas noches. Bueno, buenas noches a todos. Bueno, buenas noches.

Quiero descifrar por qué se asegura que el líder de Unidos Podemos (uno de los políticos más preparados académicamente) es prepotente, violento, soberbio, que cae mal y cuáles las consecuencias de la táctica del perfil bajo de Pablo. Un artículo en el que se comparen las caras en la comparecencia al conocer los resultados de Pablo y Errejón con las de Martin Hart y Rust Cohle de True detective. Quiero escribir un artículo que investigue el supuesto miedo al populismo, su relación con la salida de Inglaterra de la Unión Europea (Escocia votó a favor de seguir). Quiero escribir un artículo que arroje conclusiones tácticas sobre alabar a Zapatero y a la socialdemocracia, para rebatir las noticias de opinión en la que, supuestamente, se analiza, paso a paso, como en un coleccionable, los males, errores, gestos vanos de la Confluencia. Y no los malísimos resultados del «spanish PASOK». Quiero explicar porqué no sabemos nada de Venezuela a día de hoy, perdidos en el apagón informativo que sufrimos.

—Qué intriga.

Quiero escribir un artículo que avale seguir siendo optimistas, que evite que nos contagiemos de la guerra sucia que sólo lleva a la frustración y al desencanto, que defienda seguir unidos en coalición, que ayude a pensar que hay que continuar y que el proceso está en marcha. Un texto para seguir pensando que todas aquellas que, estando en nuestro bando y a pesar de sus críticas y argumentos antielectoralistas, en el fondo, no se alegran del zarpajazo. Para seguir creyendo que no son grupúsculos que apenas si tienen los pies puestos en la realidad y se creen que son la vanguardia de la vanguardia de una clase obrera que hace mucho tiempo que ni siquiera les sigue, sino que huye de ellos.

—A la calle, a la calle.

Me gustaría escribir un largo artículo que equilibre opinión e información con todas las claves para analizar los resultados, las posibilidades de futuro, los retos que vienen. Uno en el que se reivindique la alegría de seguir, la peripecia de caminar, de continuar, de no cejar, de apagar críticas tóxicas y guerras intestinas. Que diga que hay que seguir en la calle y en las instituciones. Uno en el que se mantenga viva la llamita de la fe.

—Sí, querido ateo, fe, una palabra que nada te gusta, pero es la exacta.

Uno en el que diera las claves, en la supuesta derrota de cinco millones de votos, para seguir viviendo, los que puedan, con el salario mínimo interprofesional, seguir viviendo sin la ayuda familiar, con un trabajo precario por horas, siendo mujer y refugiada, camarera de piso a sueldos míseros. Que diera sencillos consejos evitar el desgaste de la precariedad, para vivir en el país en el que se ha expoliado la hucha de la Seguridad Social, en el que un ministro que maneja cloacas se niega a dimitir. Que ayudara a vivir en el país de la ley Mordaza en el que llevar una camiseta de Al Canal A Bañarse puede ser un delito de cárcel, en el que falta personal en los Hospitales, en el que no se va a derogar una ley de educación retrógrada y resultadista.

Un artículo que ayude a vivir en un país en el que el robo, la malversación, la falta de ética, los sobornos, las cuentas en Suiza y Panamá, las empresas offshore, la falta de función pública, son la normalidad. En el que exigir la dimisión de un seleccionador de futbol es más importante que la de un ministro. Un texto que ayude a vivir en la provincia del paro que vota a los que más han creado paro. Ayudar a vivir en una ciudad de la que se exiliaron cuarenta mil personas gracias a las políticas de empleo de antiguos regidores y ahora se lavan las manos manchadas, en la que la oposición hace pinza y bloquea a un equipo de gobierno, que se reúne en terrazas para conjurarse, vota lo mismo, miente en común, se siente amenazada en cuanto le tosen o le llevan la contraria. O simplemente patalean cada día cuando descubren que no gobiernan la vieja ciudad amurallada.

Un país en el que mis amigos y amigas perpetran chistes sobre emigrar. Tristes chistes.

—Está la cosa para irse de cabeza a Pernambuco.

Quiero escribir un artículo hermoso y vibrante, quiero escribir, pero me sale espuma, quiero decir muchísimo y me atollo.

Fotografía: Juan María Rodríguez

FIT

Recibe "El Tercer Puente" en tu buzón

  • Responsable: El Tercer Puente Sociedad Coop. Andaluza. Finalidad: Para enviarte los números y avances de eltercerpuente.com a tu email. Legitimación: Tu consentimiento. Destinatario: MailerLite, nuestro servicio de envío de correos. Derechos: Acceso, rectificación, limitación y supresión de tus datos si nos lo pides.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *