Tiempo de lectura ⏰ 2 minutitos de ná

Editorial 2Ilustración: pedripol

Todo se tuerce en Cataluña. Lo que era una apuesta que pretendía ganar capital simbólico hasta conseguir un referéndum legal, garantista y necesario se ha transformado en un combate por mantener derechos democráticos básicos en el cual el PP se ha exhibido como el peor cáncer para cualquier propuesta consensuada, razonada o que parta del diálogo. Lo de ellos no es hablar sino robar y amenazar. Susana Díaz les apoya. Los nacionalistas catalanes del 3%, por su parte, han encontrado la excusa perfecta y el espejo adecuado para encararse con su colega cleptómano español. Tanto monta. Corrupción y testosterona en ambos lados.

Por medio, nos jugamos el derecho de los pueblos a decidir, la libertad de expresión, las garantías democráticas e, incluso, la justa posibilidad de romper alguna legalidad. No hay revolución posible sin saltarse la ley.

En esta tozuda lucha de corruptos perderá como siempre la ciudadanía. Perderemos el derecho a las identidades permeables, perderemos libertades, perderemos capacidad de consenso y de convivencia. Ganará la intransigencia, madre de todo fascismo. Detenciones, leyes mordazas, represiones y coerción; los métodos de siempre de un país que quizás esté a punto de terminar la Transición o a punto de comenzar la versión 2.0 de la misma. Aún no hemos salido del Antiguo Régimen. Tal vez, en pos de esa nueva transición, sea el momento de articular luchas de profundización democrática en todo el país para aliviar la presión sobre Cataluña y para que no se distorsione la atención sobre el verdadero conflicto: el brutal ataque del corrupto gobierno español a las libertades de todas nosotras, seamos catalanas o andaluzas, y la respuesta no menos corrupta, chulesca y manipuladora del gobierno catalán.

Mientras, en El Tercer Puente, seguimos andando por un Cádiz cada día más peatonal. Incorporamos voces solventes como la de Laura Mingorance o como las de Sara Lauper y Lolo Ortega, quienes escriben desde la Gadiáspora. Reflexionamos sobre yates de lujo y otros racismos, buscamos dónde están las ratas, descubrimos energúmenos, analizamos procesos participativos, hablamos de cine, de música, de literatura  y de muchos más temas, incluido Cataluña. Resistencia, hermanos.

Rate this post
Banner horizontal

Banner pedropablo pre

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.